Inicio > Opinión > Otro zarpazo a la libertad de expresión

Otro zarpazo a la libertad de expresión

Eduardo Morales Gil

Tengo mas de 20 años escribiendo artículos de opinión semanales para el diario “Región” y jamás he sentido amenazada mi pluma por la cimitarra venenosa de la censura, esgrimida por la dirección o redacción del diario. Aún cuando he sostenido una cordial amistad con su Director-Propietario, el licenciado Luis Marcano Barrios, también tuve  diferencias con él por el enfoque particular sobre algún tema durante mi ejercicio como Gobernador del Estado Sucre, pero nunca pasó por mi mente la bastarda idea de utilizar los resortes del poder regional o las conexiones con los organismos nacionales para fabricar argumentos que pudieran justificar medidas coactivas o punitivas contra la libertad de expresión, en este caso, específicamente, contra “Región”.

En nuestra escala de valores y nuestra estructura mental siempre hemos tenido muy claro que la libertad de opinión es una palanca fundamental en el andamiaje de una sociedad democrática, porque permite realmente al soberano, a través de los medios de comunicación social, el ejercicio de una auténtica democracia participativa y protagónica. Ese es un legado de los próceres fundadores de nuestra República. Entre ellos Bolívar, Sucre y Soublette, quienes siempre manifestaron aprecio y respeto por la opinión pública. Es muy conocida la opinión de respeto absoluto de Soublette, durante su Presidencia, frente a un artículo de prensa que arremetía contra él y su gobierno.

La utilización de las estructuras administrativas del gobierno para coaccionar a los medios de comunicación e inducirlos a asumir una línea editorial complaciente con el régimen de turno, refleja una conducta autoritaria con tendencia inequívoca a una deriva totalitaria. Históricamente esa tipología ha caracterizado a los regímenes nazi-fascistas y a los comunistas, que han propendido a silenciar las voces de protesta de una sociedad descontenta por múltiples causas políticas, económicas y sociales.

La situación que confronta hoy el diario “Región”, una institución con mas de 40 años al servicio del pueblo de Sucre, con la negativa por parte del gobierno de otorgarle papel para su tiraje, hecho que lo obliga al cierre, debido a su digna actitud de mantener una línea editorial independiente, no prosternada ante el régimen, constituye, sin duda alguna, otra puñalada, otro zarpazo a la libertad de expresión en nuestro país. Por tal razón, nos sumamos a la legítima protesta del pueblo de Sucre y lo estaremos acompañando este martes 18 en horas de la mañana.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *