Inicio > Opinión > POLÍTICA Y CRIMINOLOGIA

POLÍTICA Y CRIMINOLOGIA

En  marzo del 2018 habrá elecciones presidenciales

Irbinacosta 2@hotmail.com

Una brecha de Clases; entre pocos que lo consiguen todo y muchos que no consiguen absolutamente nada

Hoy me corresponde publicar mi último artículo del año 2017, deseo hacer efectivo mi sincero agradecimiento a todas aquellas personas interesadas en su lectura; especialmente a William Bracamonte por haber dedicado un poco de tiempo en su tan prestigioso programa para comentarlos. Les confieso que no ha sido fácil  subsistir en condiciones de vida prácticamente insostenible, no es descabellado concluir que la gran mayoría en este Estado vive en pobreza extrema, como si fuera poco, con esquemas de violencia y una verdadera  furia social que surge y se mantiene dentro de  un contexto donde se configura  una brecha de clases entre pocos que lo consiguen todo y muchos que no consiguen absolutamente nada. Se está construyendo una visión de país que no sólo es sesgada y reducida, sino cercana también a un ambiente de agresión según el cual su propia subsistencia pareciera estar condicionada a la no subsistencia del otro.

Una cosa es ser pobre y otra la pobreza extrema. Ser pobre es una forma de vida en donde las personas carecen de los recursos necesarios para satisfacer sus necesidades básicas y la  pobreza extrema es un término que se refiere al estado más bajo de la pobreza y que incluye a toda persona que no alcanza a cubrir el costo mínimo de alimentos. Más del 80% de nuestros hogares no están comiendo adecuadamente, y otros absolutamente nada. La dieta diaria del más pobre es harinas, arroz picado para animales, hortalizas y tubérculos.

¿Tenemos que Volver al slogan  cambiamos el Gobierno o nos morimos de hambre?  Existe  la posibilidad de negociar el adelanto de elecciones presidenciales. La mesa de negociación apunta hacia ese objetivo de lo contrario se corre el peligro que los ciudadanos vuelvan a las calles a  protestar hasta conseguir  la convocatoria a elecciones presidenciales anticipadas. Sin embargo. ¿Existe la posibilidad que el gobierno se niegue? Realmente considero que el gobierno no sólo accederá a esa petición sino que será el abanderado por  lo tanto es casi seguro que en  Marzo del 2018 habrá elecciones Presidenciales frente a una verdadera crisis en el sector de la oposición.  “Quien mata al tigre no le tiene miedo al cuero”.

El resultado del diálogo lo estamos esperando con ansiedad, la  solicitud  de  un nuevo Consejo Nacional Electoral creo que no será posible por la posición radical que mantienen sectores  del gobierno para defender sus espacios con la garantía de un C.N.E que los favorezca, allí es donde radica la causa que obligó a  los principales partidos de oposición a negarse a participar en las elecciones municipales “por falta de garantías”  ¿Existe realmente condiciones electorales  con la fractura de la Mesa de Unidad Democrática para participar en unas elecciones presidenciales adelantadas? El naufragio y la división en la oposición hacen difícil su fortalecimiento interno y esto incide en una salida no pacífica y muy lejos de la vía electoral. En el 2018 se hará más difícil y complicado rescatar el equilibrio económico seguro nos someterán a un aislamiento  que acentuará la hambruna en Venezuela.

De nada sirve vivir  constantemente quejándonos si no logramos entender cuál es el objetivo de un  gobierno  populista. Primero: No aceptan las reglas de juego, siempre  buscan despedazar el orden institucional y reemplazarlo por otro que no “excluya al pueblo”. A diferencia de los políticos demócratas tradicionales, que actúan con la idea  que no siempre estarán en el poder. Segundo: El  populista siembra la fantasía de la unidad del pueblo y del poder como una posesión y no una ocupación temporal. Tercero: Concentran el poder y reducen los espacios para que no se expresen quienes los adversan pues consideran que hay enemigos conspirando permanentemente. Cuarto: Su propósito es estar  en el poder hasta transformar el Estado y la sociedad, consideran  al pueblo como una plebe y ejecutan políticas en beneficio a los  sectores más desposeídos, confrontando los valores de la cultura popular con la dominación de las elites y dando voz a quienes están desmotivados o excluidos de la política. ¿Qué pretende el populismo en Venezuela?. Ganar elecciones y tener aunque sea mediados  índices de popularidad por cuanto los certifican no solo como los únicos representantes legítimos, sino como la voz y la encarnación misma del pueblo.

Loading...

Te puede interesar

Compartir

Puedes comentar

¡Se el primero en comentar!

avatar
  Subscribe  
Notificación de